El camino de la discordia

Foto: Pilar Moreiras

Este tramo del Camino de Santiago está en plena discusión sobre donde es el fin, si en Muxia o en Fisterra. Pero este tramo que hemos disfrutado tiene misterio sobre su inicio, donde observamos el asfalto de la metrópoli, sin encanto ninguno, luego nos trasladamos al monte, ese camino rural señalado con los muros hechos por los locales de la zona. Sus campos verdes, grandes árboles, praderas interminables y su edor a limpieza, lo hace inconfundible. Después de este empapamiento de paz, llegamos a la aldea de Lires con un camino “real”, construido por sus aldeanos en 1968, podemos sentir el autentico sentimiento de amizade, solidariedade y unión en ellos, y todo su conjunto nos llevará a vivir una gran experiencia.

Borja Pérez

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s